• cielo claro
    13 de Julio de 2024
traverso-di-palmajpeg

La conmovedora despedida de Marcos Di Palma a Traverso

Rivales de mil batallas en pista, y algunas fuera de ella, Juan María Traverso y Marcos Di Palma marcaron una época inolvidable en el Turismo Carretera. Si bien el gran y real rival del Flaco fue Luis Di Palma, muchos años más tarde sus duelos con Marquitos eran esperados por los fanáticos, en el mejor momento del arrecifeño en TC.

Cada vez que se encontraban en carrera, había roces, batallas que hacían delirar a los fanáticos, y seguían luego con declaraciones cruzadas. Hasta un juicio le hizo en alguna oportunidad Juan María a Marcos.

Pese a esto, ambos se respetaban. Y en el fondo se querían. Por más que lo puteara en 20 mil idiomas, el Flaco tenía por el Loco chico el cariño que le generaba que sea el hijo de su gran amigo y rival. Contra eso no podía. De parte de Marcos, lo mismo pero al revés. Lo hacía calentar a Traverso, pero lo respetaba, lo admiraba y también lo quería como el gran amigo de su padre.

El paso del tiempo sanó las heridas y fue el propio Marcos, cuando era diputado provincial, quien elaboró un proyecto declarando a Juan María Traverso “Ciudadano Ilustre de la Provincia de Buenos Aires”.

“Lo llamé al Flaco para contarle la idea y se sorprendió. Le mandé por mail el proyecto y le encantó. Hay que empezar a cerrar la grieta, pero de verdad”, contó en ese momento el arrecifeño. “Yo no digo que voy a ser igual que Traverso, pero es un grande del automovilismo, lo tenemos vivo y hay que aprovecharlo en el buen sentido”, reflexionó antes de dejar su clásico sello: “Aunque al Flaco hay que tenerlo cortito porque está viejo y gagá”, agregó.

En tanto, Traverso respondió con su estilo: “Me llamó, me comentó lo del proyecto que iba a presentar y le dije que sí… Esto demuestra que somos amigos, que todas las peleas que tuvimos en el pasado fueron para tener un poco de publicidad, porque manejar nunca manejó. Siempre fue un burro”.

 

LOS ÚLTIMOS ENCUENTROS

En noviembre del año pasado, Marcos se fue desde Arrecifes en bicicleta hasta Ramallo (más de 60 kilómetros) para visitar a Juan María. “Nunca en mi vida pensé en decir esto, pero ¡qué alegría verte!”, le dijo Marquitos al Flaco al llegar a su casa. Rápido como siempre, el Flaco retrucó: “¿Estás contento porque le ganaste a la lluvia? Al menos le ganaste a alguien en tu vida”. Ambos se ponían felices de encontrarse.

Hace dos semanas, el menor de los hermanos Di Palma volvió a Villa Ramallo. Traverso ya estaba mal de salud y quería verlo. Se volvió triste; sabía que el final del ídolo se aproximaba. Y este sábado, al conocer su fallecimiento, lo despidió con conmovedoras palabras a través de su cuenta de Instagram:

QUE DESCANSES EN PAZ HERMANO!!!!!! LOS IDOLOS NUNCA MUEREN, GRACIAS A DIOS PUDIMOS CHARLAR Y MUCHO LA ULTIMA VES QUE NOS VIMOS!!!! CONTAR ESAS LINDAS ANÉCDOTAS QUE SOLO VOS Y YO VIVIMOS Y SABEMOS COMO LAS RESOLVIMOS!!!!!! GRACIAS POR TODO LO QUE LE DISTES A ESTE AUTOMOVILISMO. SIEMPRE SENTÍ QUE NOS ÍBAMOS A ENCONTRAR UNA VES MÁS EN LAS PISTAS!!!!!! UN GRAN ABRAZO AL CIELO, SEGURAMENTE YA ESTARAS CON MI VIEJO DECILE QUE LO EXTRAÑO Y PRONTO NOS VEREMOS POR AHI!!!!!!!!!

Si todavía no recibís las noticias de PRIMERA PLANA en tu celular, hacé click en el siguiente enlace https://bit.ly/3ndYMzJ y pasarás a formar parte de nuestra base de datos para estar informado con todo lo que pasa en la ciudad y la región.