• lluvia moderada
    23° 2 de Marzo de 2024
hazel-betsjpg

¿Quién es la joven estadounidense que vive como una pergaminense más?

Hazel Beltz es una adolescente de apenas quince años que decidió conocer nuestro país y entre tantas ciudades terminó en Pergamino gracias a una beca de intercambio. Es oriunda de un pequeño pueblo rural en el Oeste de Estados Unidos. “Pergamino es una ciudad muy acogedora" reconoció.

Hazel Beltz es una joven de apenas 15 años de edad y es la mayor de tres hermanos. Es oriunda de Estados Unidos, y proviene de una pequeña ciudad llamada Columbia Falls, en el Estado de Montana. A su lugar de origen lo describe como “un pueblo rural y chiquito”.

En Argentina se encuentra cursando el cuarto año de la escuela secundaria que es equivalente al segundo año de Secundaria en Estados Unidos. Además realiza remo y canotaje en el Club Náutico en donde ha cosechado una gran amistad con muchas personas.

Hazel en diálogo con PRIMERA PLANA explica, como llegó a Argentina y sobre todo, como fue que terminó en nuestra ciudad

“conseguí una beca para hacer un año de intercambio con un programa llamado AFS. Pude poner mis dos países principales a los que quería ir. El número uno fue Argentina porque me gusta la combinación de la cultura latinoamericana y europea”.

Además cuenta como el amor y la curiosidad por nuestro país surgió de una sencilla investigación que hizo tiempo atrás para su escuela primaria, momento en el que se dio cuenta que le interesaba Argentina “también hice un reporte sobre Argentina en la primaria y pensé que era el destino. Envié información sobre mí a AFS y me asignaron una familia en Pergamino entre todas las familias anfitrionas en Argentina y Uruguay”.

Hazel, continúa con su vida académica como lo haría en su país, cursando el cuarto año en la Escuela Secundaria N°14. “Tengo un grupo buenísimo de compañeros y muchos amigos. Me gusta tomar mate y contar chismes con ellos en clase”

Y comenta como fue el proceso de adaptación que debió llevar hasta terminar leyendo a grandes autores nacionales “durante los primeros meses, no trabajé mucho y solo escuchaba hablar al profe y copiaba el trabajo de mis amigos porque no podía entenderlo. Después de un tiempo, pude hacer el trabajo por mi cuenta y obtuve buenas notas. Recibí mucha ayuda de profesores y compañeros buenísimos. Incluso leí a Borges y otras novelas”.

La joven describe a Pergamino como  una ciudad “muy acogedora”. Y reconoce que “es mucho más grande que mi ciudad en Montana, pero me encanta”.

Con respecto al trato que recibe “todas las personas que he conocido han querido conocerme y me han hecho un millón de preguntas sobre mi vida. Tengo muchos amigos de la escuela, remo y mis otras actividades. La gente ha sido la mejor parte de mi intercambio porque todos son muy amables, serviciales y pacientes” reconoció.

 

Diferencias

Entre las principales diferencias, Hazel  reconoce que “Hay tantas diferencias entre Estados Unidos y Argentina por ejemplo, en un colegio de Estados Unidos cada profesor tiene un salón y los alumnos pasan a diferentes clases dependiendo de sus intereses y niveles”

“Creo que esta parte de Argentina es mejor porque podría tener una mejor conexión con mis compañeros. La forma en que las personas se conectan entre sí también es diferente” aseguró Hezel, porque “en Estados Unidos somos más cerrados y tenemos un mayor espacio personal. Me gusta que en Argentina puedo saludar a mis amigos con un beso y ser cercana a ellos. Me hace sentir más cómoda y puedo confiar más en ellos”

En cuanto a la comida, la adolescente estadounidense confesó “me gusta mucho la comida de Argentina, es nueva y nunca había probado algo similar. Mi favorita es el choripán”. Aunque “en Estados Unidos no tenemos mate” lamentó.

 

Batallar con el idioma

“Antes de venir a Argentina, había estudiado español básico en la escuela pero era español de México y Colombia. El castellano tiene un acento muy diferente y palabras diferentes, por lo que mis conocimientos previos no fueron de mucha ayuda. Cuando llegué por primera vez solo usé el traductor pero despacio y con la ayuda y paciencia de todos aprendí. Ahora puedo comprender y ser comprendida por todos. Puedo leer y escribir también. Desde hace 10 meses creo que mi castellano es muy bueno” comentó.

“Mi intercambio es desde febrero de 2023 hasta el fin de enero de 2024” En esta etapa “he hecho muchísimos recuerdos y ganado amigos para toda la vida en Argentina. Espero visitarlos en el futuro y compartir mi ciudad anfitriona (Pergamino) con mi familia y amigos de Estados Unidos” expresó.

“Gracias a mis amigos, familia anfitriona, voluntarios de AFS, profes y todos los demás que hicieron que mi experiencia fuera tan divertida y contribuyeron a mi éxito” concluyó.

Si todavía no recibís las noticias de PRIMERA PLANA en tu celular, hacé click en el siguiente enlace https://bit.ly/3ndYMzJ y pasarás a formar parte de nuestra base de datos para estar informado con todo lo que pasa en la ciudad y la región.