• nubes rotas
    21° 12 de Noviembre de 2019
sin-titulo-1-min-1-jpg

La preocupación por el precio del pan llegó a los panaderos locales

Los cambios que se registran en los costos de las materias primas influyeron en el valor final de este producto. Los industriales de este sector aseguran que hay otras cuestiones que inciden, como las tarifas de luz y gas natural o bien los salarios de los trabajadores. Por el momento no se trasladaron al mostrador.

En distintas ciudades del país el kilogramo de pan aumentó en alrededor del 15 por ciento en las últimas horas a raíz de los incrementos registrados en la harina y ante la falta de abastecimiento del insumo fundamental para la fabricación, indicaron panaderos nucleados en la Federación de la provincia de Buenos Aires. En este sentido, cabe señalar que en Pergamino todavía la mayoría de los comercios de este sector están tratando de contener los valores para “no seguir trasladándolos a los clientes”, explicaron.

“Nos encontramos con que hay molinos que no están entregando harina y otros tienen precios de referencia en el orden de los 800 pesos y arriba de los 1.000 pesos las harinas especiales”, indicaron sobre esta materia prima que resulta fundamental para elaborar este producto alimenticio. 
Asimismo señalaron que, ante el clima de incertidumbre por la crisis financiera que atraviesa el país, los costos se trasladan a los precios de mostrador, en el orden del 15 por ciento, “pero en nuestra ciudad no los concretamos todavía porque a la gente se le hace cada día más difícil poder comprarnos”, advirtió uno de los panaderos mostrando su preocupación por el momento que pasa la actividad.

¿Es todo por la harina?

Si bien los costos de la harina son importantes, los industriales de nuestra ciudad suman también otros valores como, por ejemplo, el salario de los trabajadores, el aumento en las tarifas de energía eléctrica y gas natural y otros componentes que se utilizan para la fabricación del pan.

“Los valores de la harina es una de las causas directas del aumento del kilo de pan ya que compramos la 000 entre 880 y 950 pesos la bolsa.
Con una bolsa, que contiene 50 kilos de harina, pueden hacerse aproximadamente 55 kilos de pan. En promedio, una panadería necesita 100 bolsas (en plata, 100.000 pesos), para garantizar su producción”, indicaron. 

Desde el Centro de Industriales Panaderos sostienen que los molinos son responsables de este aumento. “Es cierto que tienen más gastos por el aumento de la nafta y los servicios. Sin embargo, ellos a nosotros nos cobran la logística, el traslado, el precio, más el IVA, y ellos, cuando va a comprar el trigo al campo, que transportan en camiones, no pagan el flete y se lo cobran al productor”, resaltó una de las personas que está al frente de una importante panadería de Pergamino.

Respuestas oficiales 

A través de un informe, la Federación de la Industria Molinera Argentina niega que una suba del precio de la harina esté en el origen del aumento del pan; “la harina mantuvo su valor durante los últimos seis meses y ronda los 800 pesos por bolsa”, expresaron desde esta entidad a medios nacionales.

 El preocupante panorama se debe a varios motivos: “uno de ellos es el alto costo de los servicios como la luz y el gas”, coinciden los panaderos locales; aunque la noticia más reciente y que impactó en el valor del pan en las últimas horas consiste en que la bolsa de harina subió un 10 por ciento. La harina, cuya materia prima es de exportación y hasta hace poco sin retenciones, es uno de los que más aumentos registra en el mercado de producción. 

“Si tomamos como referencia el sueldo en kilos de pan, como parámetro un salario mínimo, vital y móvil desde la llegada de la administración Cambiemos con uno actualizado a septiembre de este año, el resultado es una pérdida del poder de compra de 100 kilos de pan por mes”, indicaron los medios nacionales.

Panorama complicado

“Quizás se toma el costo del pan porque es un valor de referencia en la canasta diaria de los alimentos, en la mayoría de los casos todos los días se compra el pan fresco pero una situación que permite reconocer los aumentos tiene que ver con las facturas, y en este caso la poca venta es una imagen clara del momento económico que se vive”, advirtieron desde la industrial panaderil. 

Uno de los ejemplos claros que ponen en evidencia la suba de los costos es que “antes el pago de las boletas de gas y luz representaban la mitad del alquiler, y ahora están en la misma línea”, señaló uno de los panaderos inquilinos en la zona de Avenida de Mayo.

Si todavía no recibís las notificaciones de PRIMERA PLANA, mandanos un Whatsapp al 2477.506005 con la palabra ALTA y pasarás a formar parte de nuestra base de datos. ¿Más fácil? Hacé click en el siguiente enlace http://bit.ly/2tCrZxJ.